Saltar al contenido

¿Para que sirve el niflamin?

para que sirve el niflamin
¿Para que sirve el niflamin?
5 (100%) 2 vote[s]

La inflamación es un síntoma de diversas enfermedades tanto crónicas como agudas que puede afectar nuestro desenvolvimiento en el día a día y causar incomodidad. Niflamin es un medicamento indicado para aliviar la inflamación, pues contiene meloxicam, un antinflamatorio no esteroideo de acción rápida en sus dos presentaciones: ampolla y capsula.

¿Qué es?

Es un medicamento antiinflamatorio que contiene un antiinflamatorio no esteroideo denominado como meloxicam.

¿Para qué sirve?

Se utiliza para el tratamiento sintomático y a corto plazo de enfermedades como la artritis, artrosis, espondilitis, y otras afecciones osteomusculares.

Presentación

Se presenta en capsulas de 7.5 mg y en ampollas de 15 mg/1.5 ml.

Composición

Las capsulas contienen:

  • Meloxicam: 7,5 mg.
  • Excipientes.

Cada ampolla contiene:

  • Meloxicam: 15 mg.
  • Excipiente: 1,5 ml.

Indicaciones

Es un antiinflamatorio no esteroideo indicado para el tratamiento sintomático inicial y a corto plazo de artritis reumatoidea, osteoartritis dolorosa, artrosis, enfermedad articular degenerativa y espondilitis anquilosante.

Advertencias

NIFLAMIN® Ampollas no debe administrarse por vía endovenosa sino por vía intramuscular. No ha sido establecida la dosificación en niños y adolescentes, solo en adultos. La dosis no debe exceder los 15 mg.

Se debe administrar con precaución a pacientes con historia de enfermedad gastrointestinal. Se debe retirar si se presenta úlcera péptica o sangrado gastrointestinal. Puede ocurrir sangrado gastrointestinal, perforación o ulceración potencialmente fatal. Estos eventos son mucho más graves en ancianos.

Se recomienda iniciar el tratamiento a dosis bajas y debes recordar que el uso con ácido acetil salicílico (ASA) puede incrementar el riesgo de padecer úlceras.

Puede causar reacciones de piel severas como dermatitis exfoliativa, síndrome de Stevens-Jonhnson y la necrólisis epidérmica tóxica. El tratamiento debe descontinuarse ante los primeros síntomas de rash cutáneo.

Puede incrementar el riesgo de eventos trombóticos cardiovasculares, infarto del miocardio y ataque cerebrovascular. En pacientes con problemas renales los AINEs pueden precipitar descompensación renal. Los pacientes con mayor riesgo a sufrir esto son los pacientes deshidratados, cirrosis hepática, con fallas cardiacas congestivas, síndrome nefrótico y enfermedad renal manifiesta. En casos muy raros puede causar glomerulonefritis, nefritis intersticial, necrosis medular renal o síndrome nefrótico.

Puede causar elevaciones de transaminasas séricas y otro tipo de parámetros de la función hepática. Estos cambios son transitorios, pero, se debe suspender el tratamiento si son persistentes.

Los pacientes debilitados o frágiles deben ser supervisados cuidadosamente.

Puede causar inducción de sodio, retención de agua y potasio e interferencia con los efectos de los diuréticos.

No es recomendable administrar a mujeres que buscan concebir porque puede perjudicar la fertilidad.

Reacciones adversas

Desórdenes de oído y laberinto: Vértigo y tinitus.

Desórdenes gastrointestinales: Perforación gastrointestinal, úlcera gastroduodenal, hemorragia gastrointestinal oculta o macroscópica, gastritis, colitis, esofagitis, dolor abdominal, estomatitis, dispepsia, náusea, diarrea, vómito, flatulencia, estreñimiento, eructos.

Desórdenes hepatobiliares: Hepatitis y prueba de función hepática anormal.

Desórdenes respiratorios, torácicos y mediastinales: Asma en quienes son alérgicos a la aspirina o a los AINEs.

Desórdenes vasculares: Incremento de la presión arterial y rubor.

Efectos cardiacos: Palpitaciones.

Efectos en el lugar de administración: En el caso de la ampolla puede `resentarse edema, tumefacción y dolor en la zona de la inyección.

Efectos psiquiátricos: Estado de confusión, humor alterado y desorientación.

Efectos renales y urinarios: Falla renal aguda, prueba de función renal anormal, desórdenes en la micción y retención urinaria aguda.

Efectos sobre la piel y tejidos finos subcutáneos: Necrólisis epidérmica tóxica, angioedema, síndrome de Stevens-Johnson, dermatitis ampollosa, erupción, eritema multiforme, urticaria, reacción de foto-sensibilidad y prurito.

Efectos visuales: Visión borrosa y conjuntivitis.

Sistema inmune: Shock anafiláctico, reacciones anafilactoides, reacción anafiláctica y otra reacción de hipersensibilidad inmediata.

Sistema nervioso: Somnolencia, vértigos, dolor de cabeza.

Sistema sanguíneo y de sistema linfático: Conteo anormal en sangre, leucopenia, trombocitopenia y anemia.

Contraindicaciones

Debe evitarse en caso de hipersensibilidad cruzada a los AINEs o al ácido acetilsalicílico, pacientes con asma, angioedema o urticaria.

No debe ser utilizado por pacientes que consumen anticoagulantes.

Debe evitarse en caso de ulceración gastrointestinal activa o reciente, enfermedad de Crohn o colitis ulcerativa, sangrado gastro-intestinal, insuficiencia hepática severa o renal severa no dializada, sangrado cerebro-vascular reciente, desordenes de sangrado, enfermedad coronaria, falla cardiaca severa, niños y adolescentes, disfunción ventricular izquierda, hipertensión y rinitis.

Durante el tercer trimestre del embarazo puede causar en el feto toxicidad cardiopulmonar, disfunción renal, prolongación del tiempo de sangrado, inhibición de las contracciones en la madre.

Está contraindicado durante la lactancia porque puede pasar a la leche materna.

Interacciones

  • Otros inhibidores de la prostaglandina sintetasa (IPS), glucocorticoides y salicilatos. No se recomienda el uso concomitante con otros AINEs.
  • Inhibidores selectivos de la receptación de serotonina (ISRS).
  • Litio.
  • Metotrexate.
  • Contracepción: Puede reducir la eficacia de los DIUS.
  • Diuréticos.
  • Antihipertensivos como inhibidores de la ECA, betabloqueadores, vasodilatadores y diuréticos.
  • hipoglucemiantes orales.

Sobredosis

En caso de una sobredosis se debe trasladar al paciente a un centro asistencial, donde recibirá las medidas de soporte necesario porque no existe antídoto conocido. Según un estudio clínico, la colestiramina acelera la eliminación de meloxicam.

Fuente:

(1) https://www.vademecum.es/equivalencia-lista-niflamin+capsule%2C+hard+7.5+mg-colombia-m01ac06-co_1
(2) https://www.vademecum.es/equivalencia-lista-niflamin+capsule%2C+hard+7.5+mg-colombia-m01ac06-co_1
(3) https://www.1doc3.com/web/ver/18877/para-que-sirve-el-niflamin
(4) http://inforad.gpharma.co/diccionario/PLM/productos/30297_293.htm