Saltar al contenido

¿Para que sirve el diyodohidroxiquinoleina?

Para que sirve el diyodohidroxiquinoleina
¿Para que sirve el diyodohidroxiquinoleina?
3 (60%) 2 vote[s]

La amebiasis es una enfermedad provocada por amebas que colonizan nuestro intestino y que puede provocar o no síntomas dependiendo de la etapa de la infección donde nos encontramos. Es especialmente grave si el parasito coloniza otras partes de nuestro cuerpo.

¿Qué es?

La diyodohidroxiquinoleína es una hidroxiquinolina halogenada que actúa sobre el lumen del intestino como un amebicida de acción local.

No tiene acción terapéutica sobre las formas extraintestinales de amebiasis. Es muy efectiva contra los trofozoítos de Entamoeba histolytica. También cuenta con efectos sobre las infecciones causadas por Dientamoeba fragilis y Blastocystis hominis.

Se desconoce su mecanismo de acción pero se cree que depende de su capacidad para intervenir el hierro, un mineral que los parásitos necesitan en una alta concentración para su multiplicación y desarrollo. Disminuye la cantidad de hierro en el entorno de la ameba llevándola a su muerte.

No se absorbe en el tracto gastrointestinal por lo que solo alcanzara concentraciones elevadas en el lumen intestinal.

Se elimina en mayores concentraciones a través de las heces.

¿Para qué sirve?

Este medicamento actúa sobre los quistes de Entamoeba histolytica debido a su capacidad para destruir los trofozoítos. La diyodohidroxiquinoleína actúa solamente sobre la amibiasis del tracto intestinal, pero no puede actuar contra los abscesos y la hepatitis amibiana.

Es efectiva también contra la Giardia lamblia, y utilizado localmente actúa contra las Trichomonas vaginalis.

Se utiliza para tratar la disentería amibiana activa y amibiasis intestinal asintomática (estado de portador de amiba y quistes). No debe utilizarse para el tratamiento de la diarrea inespecífica.

Presentación

Se presenta en:

Tabletas: Cada tableta contiene 650 mg de diyodohidroxiquinoleína. Envase con 60 tabletas.

Suspensión oral: Cada 5 ml de suspensión contiene 210 mg de diyodohidroxiquinoleína. Frasco con 120 ml de suspensión.

Composición

Cada tableta contiene 650 mg de diyodohidroxiquinoleina y excipientes. La suspensión oral contiene 210 mg de diyodohidroxiquinoleina más excipientes.

Indicaciones

Diyodohidroxiquinoleína está indicada para el tratamiento de la amebiasis intestinal en sus dos formas: disentería amebiana activa y amebiasis intestinal asintomática.

Advertencias

Se han reportado casos de atrofia óptica, neuritis óptica, neuropatía periférica y neuropatía mieloóptica subaguda (NMOS) en pacientes que han consumido diyodohidroxiquinoleína por periodos prolongados de tiempo. Por esta razón, no deben excederse la dosis ni el tiempo de administración recomendados.

Se debe administrar el alimento después de los alimentos o con un vaso de leche.

Administrar el medicamento después de los alimentos o con leche. Usar sólo bajo prescripción médica.

Reacciones adversas

Con la administración de este medicamento se han observado furunculosis (yodotoxicodermia), fiebre, escalofríos, calambres musculares, dermatitis, malestar abdominal transitorio y diarrea, irritación anal, vértigo, cefalea, elevación de los niveles del yodo ligado a proteínas séricas (YLP), agranulocitosis, atrofia óptica, pérdida de la visión, hipertrofia tiroidea y caída del cabello.

En raras ocasiones se observa encefalopatía hipertensiva y convulsiones.

Contraindicaciones

  • Se debe evitar si se padece de hipersensibilidad a cualquier 8-hidroxiquinoleína o preparados que contengan yodo.
  • No se puede consumir en caso de daño hepático y neuropatía óptica preexistente.
  • No administrar a niños con diarrea crónica, en el embarazo y la lactancia porque no se ha establecido su seguridad.
  • Debe ser usado con extrema precaución en pacientes con enfermedades de la tiroides y desórdenes neurológicos.

Interacción farmacológica

No se han registrado interacciones farmacológicas clínicamente relevantes.

Manifestaciones y manejo de la sobredosificación o ingesta accidental:

En casos de sobredosis masiva, la diyodohidroxiquinoleína produce irritación gastrointestinal. No existe un antídoto específico.

El tratamiento por lo general incluye un lavado gástrico.

Interacción con pruebas de laboratorio

  • Los niveles séricos de yodo protéico (PBI) pueden aumentar durante el tratamiento con diyodohidroxiquinoleina. Esto quiere decir que pueden afectar los resultados de pruebas de función tiroidea.
  • Estos efectos pueden persistir por seis meses después del tratamiento.

Fuente:

(1) https://www.losmedicamentos.net/medicamento/diyodohidroxiquinoleina-tabletas
(2) http://accessmedicina.mhmedical.com/content.aspx?bookid=1552&sectionid=90369613
(3) http://mx.prvademecum.com/producto.php?producto=1034
(4) http://pediamecum.es/yodoquinol-diyodohidroxiquinoleina/